El candidato al Congreso de los Diputados del PP por la provincia de Sevilla Ricardo Tarno ha visitado este jueves las obras del tranvía de Alcalá de Guadaíra, donde ha puesto de manifiesto que “frente a un gobierno de la Junta de Andalucía que ha desbloqueado esta infraestructura, el Gobierno de Pedro Sánchez ha paralizado la SE-40”.

Tarno ha subrayado que esta plataforma del tranvía ha sido “durante muchos años un monumento a la ineficiencia por parte de los gobiernos socialistas en Andalucía”, pero “en nueve meses de gobierno del Partido Popular en la Junta se ha modificado la tendencia de esta infraestructura”.

Así, ha hecho mención a los presupuestos aprobados este año, que incluyen cinco millones y “a los que se van a aprobar a lo largo de los meses de octubre y noviembre por el Parlamento andaluz con una partida de casi 23 millones, lo que va a significar poder iniciar la finalización de la obra que los vecinos de Alcalá tengan un transporte del siglo XXI para conectarse con la Universidad Pablo de Olavide y a través del metro con toda la ciudad de Sevilla”.

“Es evidente que va a cambiar radicalmente la movilidad entre Sevilla y Alcalá y es el ejemplo de cómo con la voluntad política, con gobiernos como los del PP, cambian y mejoran las cosas”, recalca.

En esta línea, subraya que “en cerca de año y medio de gobierno socialista en España no se ha licitado ningún kilómetro de obra de la SE-40”, otro de los “ejes esenciales” para la movilidad en la provincia y en el área metropolitana.

Así, ha recordado que la obra que une la A-4 con la carretera de Utrera fue adjudicada con el Gobierno de Mariano Rajoy. “Cuando se termine esa obra y entre en funcionamiento, no habrá en la provincia de Sevilla ningún tramo de la SE-40 en obras.

Para Tarno, “ha sido incapaz de sacar ninguno de los tramos del arco del Aljarafe ni del tramo los tramos norte desde la A-66 a la N-IV cercanos al aeropuerto. “Es necesario un gobierno del Partido Popular que defienda los intereses de Sevilla en España, que podamos finalizar las licitaciones de los tramos que quedan de la SE-40 a los dos tramos que quedan en el Aljarafe, los tres del tramo norte y los túneles bajo el río Guadalquivir porque es una obra esencial para el futuro de la provincia”, sentencia.

Aboga por un gobierno que “cumpla con los compromisos esenciales de infraestructuras” porque “no estamos hablando de carreteras sino de puestos de trabajo, de riqueza”. “Las infraestructuras hacen las ciudades más prósperas, hacen que las provincias avancen y Sevilla necesita, si quiere salir de esas tasas de desempleo, infraestructura para poder desarrollarse y convertirse en una provincia de primer nivel”, concluye.

A %d blogueros les gusta esto: