• Los populares elevarán una queja formal a la Delegación provincial de Educación ante la distribución a los niños de un panfleto en mano con críticas al Gobierno nacional.
  • “Nos tememos que lo ocurrido en Los Corrales puede no haber sido un hecho aislado, sino que esté pasando también en otros municipios de la provincia”.

La secretaria de Educación del PP de Sevilla, María Helena Romero, ha anunciado que va a pedir explicaciones a la Junta de Andalucía por “un nuevo intento de adoctrinamiento a menores de edad en un colegio público”, que esta vez ha tenido lugar en el C.E.I.P. San José de Calasanz, en el municipio de Los Corrales, “con el reparto en mano a los niños de un panfleto con críticas al Gobierno nacional por parte de la dirección del centro”.

Los populares van a presentar una queja formal ante la Delegación provincial de Educación “para exigir que se garantice que los colegios sean un servicio educativo para los alumnos y no un sistema de adoctrinamiento y manipulación al servicio del PSOE e IU”.

“La demagogia enfermiza, la falta de respeto y el abuso de las instituciones públicas deben terminarse en nuestra tierra y en las instituciones públicas andaluzas”.

Romero ha manifestado que, ante este reparto “hecho a espaldas del AMPA” del centro, “nos tenemos que estemos ante una nueva campaña del PSOE e IU para utilizar todas las instituciones dependientes de la Junta para intentar adoctrinar a los niños contra el Partido Popular”.

En ese sentido, ha expresado además que “nos tememos que lo ocurrido en Los Corrales puede no haber sido un hecho aislado, sino que esté pasando también en otros municipios de la provincia por lo que estaremos alerta y estudiaremos los casos que se pudieran producir uno a uno.
Por esta razón, “exigimos a la Junta que se retracte de esta actitud y tome las medidas oportunas para garantizar que no se va a volver a repetir un vergonzoso intento de adoctrinamiento como éste, ya que, de lo contrario, socialistas y comunistas estarían demostrando claramente que no respetan las normas democráticas y que se creen con el derecho de utilizar las instituciones públicas que son de todos para sus intereses partidistas”.

Romero ha afirmado que “no vamos a consentir, bajo ningún concepto, la utilización de los menores con fines claramente políticos, la política no tiene cabida en la escuela”.

En este sentido, los populares han advertido que “la manipulación y el abuso de las instituciones públicas para fines partidistas no beneficia en nada a la sociedad ni a los estudiantes, sino que sólo perjudica gravemente a los servicios públicos y fomentan la transmisión de valores sociales negativos”.

A %d blogueros les gusta esto: