El portavoz del PP en el Ayuntamiento de Sevilla, Beltrán Pérez, ha afirmado este lunes que su formación realizará un “balance semanal sobre la suciedad existente” en la ciudad, con el objetivo de “empujar” al alcalde, el socialista Juan Espadas, a actuar.

En rueda de prensa, Pérez ha indicado que Espadas parece que “se ha puesto manos a la obra” en el asunto “gracias a las denuncias realizadas por el PP” desde mediados de septiembre. Tras criticar la “bajada de calidad” del servicio con el PSOE, ha puesto en valor la “oposición útil del PP que trabaja por una Sevilla más limpia”.

El edil popular ha pedido “más inversión, más plantilla y más participación vecinal”, tras lamentar que el PP invirtiera en su mandato 27 millones, de los que 6,2 fueron en 2012, una cantidad similar en 2013 y 2015 y 13,2 millones en 2014

, frente a los “806.836 euros de inversión de Espadas en 2016”, una cantidad que compara con las de la época de Alfredo Sánchez Monteseirín (PSOE). Ante todo esto, recuerda que Lipasam tenía 27 millones de déficit cuando entró en el gobierno el PP y que en 2015 “se logró el déficit cero”.

“Ha habido un vacío que ha hecho que la empresa cuente con menos efectivos. Las inversiones anunciadas en 2016 se tramitan ano y medio después y los camiones presentados hace unos días aún no han entrado en el servicio, porque lo que hay es prisa por anunciar”, incide.

En cuanto a personal, señala que Espadas ha anunciado un plan de choque con 120 personas, pero Pérez asegura que “es el mismo, e incluso puede que menor, que los que se hacen todos los años antes de Navidad”.

Además, también asegura que, cuando el PP gobernaba, los vecinos eran el “eje” de las actuaciones, mientras que con Espadas “se obvia la participación ciudadana”.