El presidente del PP de Sevilla, Juan Bueno, ha denunciado el incremento descontrolado de los beneficiarios del salario social en la provincia como consecuencia del abandono de la Junta a esta provincia que, solo en el primer semestre de 2014 ha ascendido a 9.000 sevillanos y alerta de la Junta dejó tirados entre 2008 y 2013 al 30 por ciento de los solicitantes denegándole la ayuda.

En un acto sobre salario social en el que han intervenido también el portavoz del grupo popular en el congreso, Rafael Hernando, el presidente del PP andaluz, Juanma Moreno y el alcalde de Sevilla Juan Ignacio Zoido, Bueno ha afirmado que “el balance en el tema de políticas de políticas activas de empleo en la provincia es desalentador. Hemos pasado años en blanco respecto a estas políticas por lo que aquí están hoy los resultados de esa falta de gestión”.

“Las administraciones tienen que estar del lado de los que se encuentran en peor situación, a mayor riesgo de exclusión más prioritario debe ser para la Junta de Andalucía.  Sin embargo, el gobierno de Susana Díaz sigue sin ayudar a los que, por desgracia no tienen recursos, aquellos que no encuentran trabajo y que no tienen más remedio que demandar un salario social. Familias en las que ninguno de sus miembros tiene un empleo y por lo tanto hace tiempo que no tienen ingresos con los que poder subsistir”.

Según Bueno, “el hecho de que en solo 6 años, desde 2008 a 2013, se haya duplicado en la provincia de Sevilla el número de sevillanos que han tenido que recibir el salario social llegando a la cifra de 63.000. Y solo en el primer semestre de este año han sido 9.000 familias sevillanas en riesgo de exclusión que han recibido también el salario social. Además, la Junta de Andalucía denegó entre 2008 y 2013 este salario social a 19.000 sevillanos. 19.000 hogares en los que no entró ni un solo euro y a los que también abandonó la Junta”.

“Esta es la verdadera radiografía de la situación de una provincia que cada día se encuentra más abandonada por la Junta de Andalucía. Este es el resultado de su gestión, o más bien la falta de ella. Estos datos son la consecuencia directa de la falta de políticas activas de empleo y de inversiones del gobierno de Susana en la provincia que generen riqueza y empleo para los sevillanos”.

Bueno ha asegurado que “ lo más escandaloso es que haya sevillanos que se encuentran en una situación límite y solo le queda el recurso de la Junta y que, en lugar de que sean una prioridad para Susana Díaz, la Junta llega a tardar hasta un año en tramitarla o denegarla como así ha denunciado incluso el Defensor del Pueblo. Un año es una eternidad para familias que no tienen recursos para llegar a fin de mes”.

“La Junta de Andalucía está gestionando mal el salario social porque son insuficientes y no atiene a toda la demanda de los sevillanos, porque se tramitan con un retraso escandaloso y porque además no se conecta con formulas de empleo y de contratación que ayude a estas familias a salir del riesgo de exclusión en el que se encuentran”.

El presidente del PP ha asegurado “todo es cuestión de prioridades y cada día está más claro que el objetivo de Susana Díaz no es ni nuestra provincia ni los sevillanos y que está mirando más por  su sillón político que por las necesidades de Sevilla y los más necesitados. Y todos hemos comprobado que cuando Susana no tiene nada que decir, lo que hace es hablar mucho”.

A %d blogueros les gusta esto: