• Señala que la decisión de suspender la feria fue tomada unilateralmente por el Ayuntamiento, sin consultarlo con los colectivos afectados y sin informar a la oposición municipal.
  • Los populares piden la dimisión de los responsables políticos de esta forma de gobernar “alejada de la transparencia deseada”.

El PP de Coria del Río ha reprobado la “nefasta gestión” del equipo de gobierno municipal en la feria de este año, “que se ha suspendido a trece días de empezar sin consultar con las empresas y colectivos que van a resultar afectados por la decisión unilateral del Ayuntamiento”.

Por esta razón, los populares han pedido también la dimisión de los responsables políticos de que la feria “no se haya gestionado con previsión y eficacia para realizarla a coste cero para el Ayuntamiento” y de que “finalmente se haya suspendido a espaldas de los afectados directamente, de los vecinos y de la oposición política”.

Así, Parrado ha indicado que “después de dos días desde que el Ayuntamiento publicara su decisión en las redes sociales, fue cuando se le informó a la oposición política, lo que demuestra una vez más que las formas de gobernar del alcalde socialista y su equipo están muy alejadas de la transparencia deseada”.

“La suspensión de la feria de este año resulta de la falta de previsión del PSOE para poderla realizar sin coste alguno para las arcas municipales, que se podría haber conseguido de haber trabajado a tiempo, ya que si se deja para última hora el coste llega a resultar inasumible para las maltrechas arcas del Ayuntamiento”.

El portavoz popular ha indicado que “no celebrar la feria causará un impacto económico en nuestro pueblo este año, pues son muchos los comerciantes que ven aliviado el último trimestre del año por las ventas que hacen con motivo de las fiestas, además de que en estos momentos, muchas familias que pasan por importantes dificultades económicas esperaban la celebración de la feria para trabajar como camareros, guardas, en mantenimiento, en limpieza…”

“Una feria normal suele crear en Coria unos 750 empleos durante su celebración y mueve aproximadamente unos tres millones de euros en la localidad. Además, incluso de haberse instalado este año sólo un 35 por ciento de las casetas, se hubiera movido un millón y creado 200 empleos directos”.

Por eso, “teniendo en cuenta estos datos, es inaceptable que el alcalde y su equipo de gobierno tomara la decisión de suspender la feria unilateralmente sin antes sentarse a hablar con los colectivos afectados ni consultarlo con la oposición municipal”.

Así, el PP coriano ha reprobado la gestión de la feria por “oscurantista y estar hecha a espaldas del pueblo”, así como la dimisión de los responsables políticos de esta actuación.

A %d blogueros les gusta esto: