El PP de Sevilla ha instado al PSOE de Sevilla “a ordenar y limpiar su partido de condenados e imputados antes de hablar del resto” y ha lamentado que “a pesar del desgobierno y los dedazos que se producen en su propia casa se dedique a calificar y criticar los procesos democráticos del PP”.

El presidente del PP de Sevilla, Juan Bueno, ha afirmado que “el PSOE de Sevilla, que cuenta con 43 imputados y 13 condenados en la provincia, no puede dar lecciones de unión, lealtad y honradez a nadie” – y añade- “la clon de Susana Díaz, Verónica Pérez, y el eterno presidente socialista, Villalobos, deberían de preocuparse más por limpiar y ordenar su propia casa antes de dar lecciones a nadie”.

“Juan Ignacio Zoido asumió la responsabilidad de estar al frente del PP-A hasta la llegada de un candidato y así lo ha hecho. Zoido ha realizado una labor encomiable al frente del Partido Popular andaluz demostrando su capacidad de entrega como hombre comprometido con los sevillanos, los andaluces y también con el partido”.

“Es lamentable el oportunismo de Pérez y Villalobos, dos dirigentes que tienen mucho que callar en cuanto a compromiso y gestión y mucho que explicar en cuanto a su falta de transparencia en la gestión de lo público”.

“El PSOE de Sevilla es un partido roto, un partido en el que priman los intereses políticos y sobre todo los intereses personales de todos aquellos que ocupan un sillón ya sea como cargo orgánico o institucional”.

Bueno ha exigido a Verónica Pérez que “haga examen de conciencia porque ella sí que fue la elegida, la señalada por el dedo divino de Susana Díaz, y no por sus militantes”.

Por su parte, el presidente del PP de Sevilla, reclama a Villalobos, a quien la juez Alaya ha mandado investigar, que “explique sin más demoras las ayudas que fueron concedidas con cargo a la partida 31L por la Diputación de Sevilla, institución que él preside”.

En cuanto a Espadas, Bueno, ha señalado que “es triste que después de más de dos años, el portavoz socialista en el Ayuntamiento, no sólo sea un gran desconocido para los sevillanos sino que tampoco es tenido en cuenta por su propio partido. Espadas aún no ha encontrado el norte ni su sitio en la ciudad en la que únicamente es perseguido por los fantasmas de la gestión socialista que sumió a esta ciudad en un caos de incompetencia y corruptelas”.

A %d blogueros les gusta esto: