La parlamentaria autonómica del PP Alicia Martínez ha criticado la “política de recortes consumados” que viene aplicando la Consejería de Salud y Bienestar Social de la Junta de Andalucía en la provincia de Sevilla mientras “incrementa el número de sus altos cargos y directivos”, que han pasado de ser un total de 4.080 en el año 2007 a 4.600 en la actualidad.

Alicia Martínez, acompañada por la concejal de Familia, Asuntos Sociales y Zonas de Especial Actuación del Ayuntamiento de Sevilla, Dolores de Pablo-Blanco, ha esgrimido la memoria de 2011 del Servicio Andaluz de Salud (SAS) para cifrar en 20.630 el número de trabajadores de personal “no sanitario” de dicho organismo, cifra que convierte a este colectivo en el “más numeroso” del total de la plantilla, compuesta por 84.768 trabajadores.

De igual modo, en su comparecencia ha anunciado que el Grupo Popular en el Parlamento andaluz va a remitir una pregunta a la titular andaluza de Salud, María Jesús Montero, para que explique la supuesta “fusión” de los hospitales Virgen Macarena y Virgen del Rocío de Sevilla de la que han alertado esta semana los sindicatos con representación en las Juntas de Personal de ambos centros.

Según Martínez, esa “fusión” equivaldría al “cierre” de uno de los dos hospitales, lo que conllevaría una “merma” para la asistencia sanitaria a los ciudadanos, ya que “incrementará el tiempo de respuesta y generará más saturación”, así como una “pérdida de empleo” entre el personal “eventual o interino”.

Por ello, la parlamentaria ‘popular’ ha exigido a la consejera de Salud que “rectifique” este proyecto, “se siente a dialogar con todos los sectores implicados en la gestión de la sanidad en Sevilla” y garantice el mantenimiento, e incluso la “mejora”, de la prestación de los servicios que prestan ambos hospitales.

En ese sentido, ha advertido de que de las “300 camas que el SAS ha cerrado en los hospitales de Sevilla en los últimos cinco años”, 157 han sido en el Virgen Macarena y 109 en el Virgen del Rocío, que, además, cuentan con unas listas de espera integradas, respectivamente, por 3.542 y 5.244 pacientes.

En el conjunto de la provincia de Sevilla, según los datos que han difundido las representantes del PP, hay “un total de 14.194 personas en lista de espera para someterse a una intervención quirúrgica”, que representan al “25 por ciento” del total de pacientes que se encuentran en esta situación en el conjunto de la región.

Además, en su repaso por la situación de los hospitales de Sevilla, la representante del PP-A ha aludido también a la “deuda” que mantiene la Junta con el Hospital de San Juan de Dios de Bormujos y al “cierre” de quirófanos en el Tomillar, así como ha señalado que las obras que se iniciaron en el Hospital Militar en el año 2009 se encuentran “paralizadas desde 2011 y sin consignación presupuestaria”, y que donde se levantaba el antiguo Equipo Quirúrgico, ya demolido, “continúa habiendo un solar”.

CONTRA LOS CIERRES DE CENTROS DE SALUD

Por otra parte, Alicia Martínez ha criticado también el cierre del centro de salud de La Campana, en el centro de Sevilla, que ha visitado este viernes en compañía de la edil hispalense de Familia, y que se suma, según ha recordado, a la clausura del ambulatorio de la calle Gonzalo Bilbao de la capital andaluza, consumada también este año.

Según Martínez ha afirmado que la Consejería de Salud tiene una pretensión de “castigar a los ayuntamientos del PP como Sevilla, y a su centro histórico”, la Junta “ha orquestado” el cierre del centro de La Campana “con poquísimo plazo de tiempo para ofrecer una alternativa sólida”, y va a obligar a las 18.000 personas a las que este centro venía atendiendo a “desplazarse a otros centros con mucha peor accesibilidad”, como sería el caso, según ha agregado, del centro de salud de San Luis, al que se derivará a “un importante colectivo de personas mayores”.

En la misma línea se ha expresado De Pablo, que ha lamentado el “descontrol” que ha generado la Junta con el cierre de estecentro de salud, aprobado “de la noche a la mañana” y sin que se haya abierto otro centro para “sustituirlo”, como, en su opinión, debería haber hecho.

Al hilo de ello, además, la parlamentaria del PP se ha referido a la “preocupante” situación que, en su opinión, se da también actualmente en distritos de la ciudad como Cerro-Amate –cuyos centros de salud de Cerro del Águila, Candelaria, La Plata y Amate “necesitan ampliaciones”–, Norte, Los Remedios –con “un único centro de salud”– o Bellavista.

Por eso, ha anunciado que el Grupo Popular también va a solicitar en el Parlamento la comparecencia de la consejera de Salud para que aborde “la situación de la sanidad en Sevilla capital” y diga “si cree que está garantizada la prestación de servicios básicos para la población”.

A %d blogueros les gusta esto: