Virginia Pérez

Virginia Pérez

La portavoz del Grupo popular de la Diputación de Sevilla, Virginia Pérez, ha alertado de que la institución provincial ha resuelto provisionalmente su convocatoria de ayudas de 2016 para actividades promovidas por los ayuntamientos dentro de sus programas culturales, dejando “fuera” a unas 48 solicitudes que suponen la mayor parte de las peticiones que concurrían a esta líneas de subvenciones. Dado el caso, pide revisar estas convocatorias para que alcancen a más solicitudes.

Virginia Pérez ha señalado una resolución emitida el pasado 2 de febrero por la institución provincial, resolviendo provisionalmente la convocatoria de ayudas del año 2016 relativa a las actividades de los programas de cultura promovidos por los ayuntamientos sevillanos. Según dicha resolución, recogida por Europa Press, a la citada convocatoria de subvenciones de 2016 concurrieron “74 solicitudes”, siendo aprobadas de modo provisional subvenciones por valor de 115.000 euros, el total de lo previsto para el reparto de estas ayudas, para un total de 26 de las solicitudes.

Respecto al resto de solicitudes, 16 no prosperaron por aspectos como no ajustarse a las bases de la convocatoria o no subsanar dentro del plazo los aspectos requeridos por la Diputación en la tramitación de la solicitud. Otras 32 solicitudes tampoco prosperan, porque “aún cumpliendo los requisitos, han obtenido menor puntuación y tienen mayor población, de manera que no serán subvencionables por falta de disponibilidad presupuestaria”.

Respecto a tal resolución provisional de la convocatoria de ayudas del año 2016 relativa a las actividades de los programas de cultura promovidos por los ayuntamientos, Virginia Pérez señala otra resolución, fechada en diciembre de 2015, que resuelve la convocatoria de ayudas aquel año relativa a la misma materia. Aquella convocatoria, según dicha resolución, se resolvió con la admisión de 53 solicitudes promovidas por los ayuntamientos y subvencionadas en su conjunto con 141.691 euros, toda vez que 16 peticiones de ayudas no prosperaron por aspectos formales.

ACTIVIDADES “YA HECHAS Y PAGADAS” POR LOS MUNICIPIOS

Dado el caso, Virginia Pérez ha lamentado que la Diputación resuelva en febrero de 2017 una línea de ayudas que corresponde al ejercicio 2016, porque se trata de actividades “ya hechas y pagadas” por los ayuntamientos que solicitaban subvenciones para tales actuaciones. “Vamos un año por detrás en este tipo de ayudas”, dice.

Pero analizando las diferencias entre las convocatorias de 2015 y 2016, Pérez avisa de que mientras en la convocatoria de 2015 “se quedaron fuera” 16 solicitudes de ayuda promovidas por los ayuntamientos, por aspectos formales, en la de 2016, resuelta provisionalmente mediante el citado documento de febrero de 2017, “se han quedado fuera” unas 48 solicitudes, 32 de ellas “por la puntuación” y no mediar suficiente disponibilidad presupuestaria, pese a que las solicitudes parten de “programas continuados, que ejecutan año tras año los ayuntamientos”.

A su juicio, se trata de una muestra de la “desatención” de la Diputación respecto a la ayuda que demandan los ayuntamientos para sus actividades culturales. Así, ha pedido a la institución que dado que la resolución de febrero de 2017 resuelve provisionalmente la citada convocatoria de ayudas de 2016, “atienda” las alegaciones que formulen los ayuntamientos cuyas peticiones no han prosperado, y sea “revisada” esta línea de ayudas para que alcance a más solicitudes y municipios.