El presidente del PP de Sevilla, Juan Bueno, ha responsabilizado al PSOE de intentar poner fin al municipalismo sevillano ante la grave asfixia económica a la que tiene sometido la Junta de Andalucía a nuestros ayuntamientos como consecuencia de las deudas a los consistorios, el bloqueo a los proyectos e inversiones, las reclamaciones de subvenciones o la disminución de la PATRICA”.

El presidente ha hecho estas declaraciones tras el encuentro mantenido con alcaldes y portavoces del PP en la provincia y quienes le han trasladado que el principal problema al que se enfrentan diariamente es “la financiación local y la liquidez y el único responsable de esta asfixia es la Junta de Andalucía”.

“En vez de apoyar a las administraciones más  cercanas al ciudadano, la Junta  les ha privado, entre 2013 y este año de casi 37,5 millones de la Patrica y  en lugar de mantenerse al día en los pagos con los servicios sociales o las políticas de empleo, les adeuda a los ayuntamientos sevillanos 80 millones de euros”.

Según Bueno, “con esas deudas, los ayuntamientos tienen cada día más difícil mantener la estabilidad financiera ya que la Junta, además, está reclamando subvenciones que concedieron hace un decenio a alcaldes socialistas.

“Los alcaldes del PP no sólo tienen que hacer frente al día a día, a las deudas heredadas y a los impagos, sino que la Junta está pidiéndoles que devuelvan 5,7 millones de euros en subvenciones que no se justificaron y que nuestros alcaldes se encontraron en los cajones al llegar a los consistorios”.

“Otra de las grandes trabas – ha dicho Juan Bueno- que encuentran los regidores es la falta de  inversiones de la Junta que o no existen o  no se ejecutan, como lo demuestran la falta de depuradoras,  o las catorce que tiene paralizadas en la provincia, los colegios  en ruinas y los centros de salud que no se construyen mientras las urgencias se colapsan y la lista de espera para someterse a una operación supera los dos meses.”

A todas esas deficiencias, “son los ayuntamientos, como administraciones de primera línea, quienes tienen que hacer frente lo que les obliga a realizar juegos malabares para prestar los servicios básicos que ni les corresponde, ni les abonan”.

“La única ayuda que están encontrando –ha añadido Bueno- es la que les presta el Gobierno de Mariano Rajoy que ha ofrecido a los ayuntamientos hasta tres planes de pagos a proveedores con el que los ayuntamientos sevillanos  han podido pagar 345, 5 millones de euros de facturas pendientes. El balón de oxígeno que han supuesto los planes de pago a proveedores y el aplazamiento a 120 meses de la devolución de la PIE es la que permite que los ayuntamientos de esta provincia no se hayan declarado ya en quiebra”.

A %d blogueros les gusta esto: