El Grupo Popular, a instancias de los parlamentarios autonómicos del PP por Sevilla Rafael Salas y Patricia del Pozo, ha pedido explicaciones en el Parlamento andaluz por el retraso en la ejecución de las obras del Plan Ola por parte de la Junta de Andalucía en diez colegios y once institutos públicos de la provincia, concretamente en 18 municipios sevillanos.

Los populares han preguntado concretamente qué actuaciones y por qué cuantía está realizando la Consejería de Educación en los centros educativos de estas localidades, así como en qué estado se encuentran las actuaciones concretas, ya que “mucho nos tememos que finalice este año y las obras de los colegios e institutos sigan sin ejecutarse”.

Los parlamentarios Rafael Salas y Patricia del Pozo han manifestado que “estos datos ponen de manifiesto el castigo al que la Junta de Andalucía tiene acostumbrada a nuestros municipios en materia de educación, siendo un derecho que en nuestra provincia se ve mermado por un gobierno bipartito que no tiene intención, como a la hora de ejecutar se demuestra, de sostener una educación pública de calidad para los sevillanos”.

Del Pozo y Salas han asegurado que es “desesperanzador” comprobar “cómo la Junta no tiene intenciones reales de acometer las obras en centros educativos de nuestra provincia, sin importarle que esto esté afectando a un servicio público como la educación en municipios como Lebrija, Coria del Río, Alcolea del Río, Utrera, Castilleja de Guzmán, Pilas, Constantina, Los Corrales, Castilblanco de los Arroyos, Gines, Osuna, Estepa, Utrera, Pilas, Tomares, Morón de la Frontera, Alcalá de Guadaíra, Guadalcanal”.

Además, la popular ha añadido que “el hecho de que el 67 por ciento de las 145 actuaciones que el Plan Ola contemplaba para la provincia estén aún sin ejecutar, toda vez que el curso ya está empezado, suponen un ataque frontal al derecho de la educación.

En ese sentido, ha recordado también “los reiterados incumplimientos de la Junta con nuestra provincia, que lleva años prometiendo la eliminación de las caracolas y siguen existiendo 21 aulas prefabricadas en nuestra provincia”.

“La calidad educativa en muchos de los municipios sevillanos está en desigualdad de condiciones respecto a otros y eso supone un agravio muy importante para nuestra provincia que tiene un único culpable que el bipartito andaluz”. Hay que recordar que el Plan OLA es un mecanismo de la propia Junta que cada vez está más paralizado y que ni siquiera cumple sus propios objetivos.

Por esa razón, Del Pozo y Salas han exigido al gobierno bipartito de la Junta en general y a la Consejería de Educación en especial que “se tomen en serio la educación en nuestra provincia porque los sevillano no pueden seguir viéndose privados de una educación pública de calidad en pleno siglo XXI”.

A %d blogueros les gusta esto: