El secretario general del PP de Sevilla, Eloy Carmona, ha afirmado que “lo realmente terrorífico es la gestión del consejero De Llera”.

En este sentido, Carmona ha añadido que “el consejero De Llera tiene que dejarse de rabietas, de insultos y de respuestas airadas y tiene que ofrecer soluciones políticas a los problemas de los juzgados colapsados”.

“Una justicia digna exige un trabajo eficiente y la Junta no puede seguir escurriendo el bulto. Los políticos deben ofrecer soluciones a los problemas que padecen los ciudadanos”, ha aclarado el secretario general del PP de Sevilla, quien ha añadido que “no podemos tolerar que los sevillanos tengamos unas infraestructuras judiciales tercermundistas; una justicia apuntalada y con ratones fruto de la incompetencia y la inoperancia del gobierno de la señora Díaz”.

Carmona ha apuntado que “De Llera no debe decir tan alegremente que le resbala la realidad judicial en nuestra provincia, como manifestó ayer en el Parlamento. Un consejero debe estar a la altura de su cargo y no eludir responsabilidades en todo momento”.

“Además, si cada palo debe aguantar su vela para desatascar sus problemas, como dijo ayer mismo el propio consejero, a la Junta le corresponde dotar los juzgados y mantener unas infraestructuras dignas. De nada vale que diga eso y reglón seguido se niegue a adoptar cualquier compromiso para mejorar la situación de estos juzgados”, ha concluido el secretario general del PP de Sevilla.

Carmona ha lamentado que “esa actitud marcada por la pasividad y acusar constantemente al Gobierno Central de todos los males de la Junta de Andalucía es la seña de identidad del gobierno de Susana Díaz, ahora con los juzgados de Lo Mercantil, pero antes con los juzgados de paz o la ubicación de Ciudad de la Justicia. Pero esta cantinela no se la creen los sevillanos, porque son muchos años los que llevan los juzgados en el olvido”.

Por último, el secretario general del PP de Sevilla ha recordado que “hasta que desde el PP no alertamos el pasado mes de junio de la lamentable situación de la sede de los juzgados de Marchena y reclamamos una solución urgentísima tras 60 días sin sala de vistas, entre otras deficiencias, la Junta miraba para otro lado, como hace siempre en lugar de gestionar, que es su obligación”.

A %d blogueros les gusta esto: