El PP de Sevilla ha exigido que la auditoría sobre las cuentas del Ayuntamiento sevillano de Los Palacios y Villafranca entre 2006 y 2011 sea puesto en conocimiento de la Fiscalía y ha advertido de que han estado “entrando millones y millones de euros sin control, por lo que creemos que la  Junta era conocedora de la desviación de estos fondos”.

La vicesecretaria del PP de Sevilla y portavoz adjunta del PP en el Ayuntamiento de los Palacios y Villafranca, Mariló Ortega, ha pedido que la Fiscalía investigue la “corresponsabilidad” de la  Junta “permitiendo, amparando y ocultando el desvío de subvenciones”, a la par que ha instado a la Administración regional a suspender los reintegros de los proyectos para los que se otorgaron subvenciones y que finalmente no se ejecutaron “hasta que los juzgados no se pronuncien al respecto”.

Así, ha afirmado que la auditoría no ha sido “fácil” de elaborar, ya que “no hay ninguna de las cuentas anuales del Ayuntamiento en los ejercicios investigados”, apuntando a la gestión del socialista Antonio Maestre entre 2007 y 2011.

Asegura que el informe concluye que el Ayuntamiento es “inviable” como consecuencia de la “ruina a la que de forma continuada, año tras año, el equipo de gobierno socialista llevó al consistorio”. Así, insiste en que el Consistorio “no puede salir adelante” por sus propios medios sin otras Administraciones, “lo que demuestra la situación de quiebra de la localidad” y pone de manifiesto que “millonarias sumas dadas por la Junta sin control alguno se desviaron a otros fines distintos para el que fueron concedidas”.

“Es imposible que durante tantos años se siguieran dando esas ayudas al Ayuntamiento si no fuera porque la  Junta era conocedora de todo este saqueo y ayudaba a financiar los gastos municipales con subvenciones sin control alguno”, sentencia.

Además, subraya que, tras el “descalabro” electoral del PSOE en la localidad, la Junta ha “empezado” los expedientes de reintegro que ahora hay que devolver, “con sus intereses”. Ortega recalca que el gobierno del PSOE “saqueó” el patrimonio del suelo del municipio, “alegando dedicar los recursos intocables del patrimonio a financiar los gastos del ayuntamiento”. “Los convenios urbanísticos los ingresaban en una cuenta a plazo fijo y los usaban para pagar deudas”, añade.

De este modo, señala que el Ayuntamiento de Maestre también fue “beneficiario de la partida del fondo de reptiles”, a través de la que se le otorgó, según indica, “una subvención de 901.000 euros para un centro ecuestre, llegando al ayuntamiento 750.000 euros sin que se justificara el destino de la ayuda, ya que ni están los 750.000 euros ni el centro, mientras que por el camino se quedaron otros 150.000 euros que ahora la Junta reclama con sus intereses”.

Igualmente, recalca que se “falseaban las cuentas y gastaban sin control”, porque aunque los ingresos “todos los años bajaban, los gastos presupuestados eran mayor”, creando un “desfase presupuestario” que supera los 37 millones de remanente negativo a fin de 2011, un 150 por ciento más que los ingresos, según detalla.

Igualmente, apunta a la creación de una deuda que supera los 75 millones entre el Ayuntamiento y la empresa pública pendiente de cuantificar y, aunque se han pagado 21 millones con el pago a proveedores, “aún siguen llegando facturas por vía extrajudicial porque el ayuntamiento no las reconoce”. Entre ellas, apunta a la de un “famoso restaurante palaciego al que acudía el PSOE a celebrar comidas en plena campaña electoral y donde dejaron las facturas sin pagar y sin reconocer al no tener consignación presupuestaria”.

A %d blogueros les gusta esto: